PRINCIPIOS, VALORES Y SEÑAS DE IDENTIDAD

Plural/Inclusivo

Es un centro que basa su educación en las características de las alumnas y alumnos, para que puedan desarrollar todas sus capacidades a través de un proceso de enseñanza-aprendizaje adaptado a las mismas. Tratamos de atender adecuadamente las necesidades del alumnado. Nuestro centro tiene como referente ético primordial el valor de la dignidad humana y acepta a todas las personas, sea cual sea su condición, y las ayude a desarrollar al máximo sus capacidades.

Respetuoso con la libertad de las demás personas, con su forma de pensar

Somos un centro que está atento a la singularidad de cada persona de tal manera que procuramos asegurar la igualdad de oportunidades y el apoyo específico necesario para la obtención de los mejores resultados, tanto a nivel académico como a nivel personal.

Reconocemos a las alumnas y alumnos como personas libres en periodo de crecimiento y que pretendemos que trabajen para que alcancen el mayor desarrollo en su autonomía personal.

Espacio de buena convivencia.

Entendemos que la convivencia escolar consiste en la construcción de un modo de relación entre las personas de una comunidad, sustentada en el respeto mutuo y en la solidaridad recíproca, expresada en la interrelación armoniosa y sin violencia entre los diferentes actores y estamentos de la Comunidad Educativa.

Por ello, el día a día de nuestro centro, está guiado por el respeto a los derechos humanos y por el principio de convivencia democrática. En nuestra actividad escolar se ponen en práctica los valores que favorecen la libertad personal, la responsabilidad, la solidaridad, la igualdad y la justicia para que esta convivencia sea efectiva.

Autonomía curricular y educativa.

El centro dispone de la capacidad de toma de decisiones, ejercida como vivencia, y como compromiso de la comunidad educativa.

En nuestro centro se pretende asegurar la prestación de una enseñanza de calidad, con especial atención al valor pedagógico de los contenidos a impartir y a la eficacia de los métodos a utilizar, introduciendo metodologías activas y flexibles que tengan en cuenta los avances que se están produciendo en nuestro entorno y el correspondiente reciclaje del profesorado, así como una activa orientación psicológica, escolar y profesional del alumnado.

Ésta es una responsabilidad que compete a todos los estamentos implicados en el proceso de enseñanza-aprendizaje que se lleva a cabo en el centro.

No adoctrinador y basado en criterios científicos

En nuestro centro se promueve la exclusión tanto de las manipulaciones en el contenido de la enseñanza como de la impartición de conocimientos que persigan el adoctrinamiento ideológico.

Además se garantiza el ejercicio efectivo de la libertad de cátedra del profesorado.

En todo momento pretendemos una formación integral del alumnado, entendida ésta como una evolución armónica del alumno-a en todos los aspectos (afectivo, físico, intelectual, social y ético) y que configuran su desarrollo personal, siempre siguiendo los criterios científicamente probados para ello.

1er_Edif.